Mal Credito?! Tarjetas Hechas Para Ti. 5 Cosas Que Debes Saber

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Las personas que tienen mal crédito tienen el deseo de arreglarlo por los inconvenientes que causa. Es difícil vivir pidiendo favores a nuestros amigos y familiares cuando necesitamos algo que requiere tener buen crédito.   

El crédito se daña  por muchas razones, pero siempre hay una maneras de mejorarlo. Una de las mejores maneras de comenzar el proceso de reparación es borrar información negativa y abrir nuevas línea de crédito como prestamos, hipotecas, leases de auto y tarjetas de crédito. Existen tantas personas con mal crédito que los bancos han creado modelos de negocios para servirle a este nuevo publico que tiene mal crédito pero que necesita dinero.  

Aunque estas tarjetas se ven muy cuando uno necesita dinero, es importante investigar antes de solicitar una de estas tarjetas o aceptar cualquier oferta con intereses altísimos. Las personas que tienen su crédito en 500 es probable que tengan opciones muy limitadas. Casi todos los bancos requerirán de depósitos o cuota mensual antes de otorgar una línea de crédito o requieren que saques una tarjeta asegurada.

Aquí Tienes 5 Consejos Para Conseguir Una Tarjeta Con Mal Crédito

  1. Antes de solicitar cualquier tarjeta, infórmate. Es importante que sepas como esta tu crédito.  No deje que las altas tasas de interés te asusten, recuerda que vas a conseguir las tarjetas también para aumentar tu crédito, es un proceso.
  2. Escoge tarjetas que reporten el historial de pagos a las principales agencias de crédito: Transunion, Equifax y Experian. Esto es súper importante para el restablecimiento de tu crédito. Los pagos regulares son una de las formas más rápidas de regenerar un crédito malo y llevarlo a un crédito excelente, estableciendo un historial de pagos y de crédito sólido. Si el banco no reporta los pagos, la línea de crédito no te ayudará en lo absoluto.
  3. Una vez que una línea de crédito ha sido aceptada, es importante mantener el balance bajo. Tu crédito se ve afectado negativamente por las tarjetas que tienen saldos altos. Los bancos no te prestan si ven que tienes tus tarjetas maximizadas hasta el tope.
  4. Después de un buen tiempo con la tarjeta, como de seis a siete meses, y con todos los pagos hechos a tiempo, es hora de solicitar que te aumente el balance antes de buscar otra tarjeta de crédito. Si solo pudiste conseguir una tarjeta asegurada, ahora solicita una tarjeta que no esté asegurada y que tenga una tasa de interés más baja. Puede llevar un poco de tiempo llegar allí, pero si te enfocas en la reparación y aumento de tu crédito todos es posible.  
  5. Examina tus opciones y escoge las tarjetas que mas te ayuden a aumentar tu crédito, no te enfoques solo en el dinero ahora, piensa en tu crédito en seis meses, un año. Busque un buen equilibrio entre los pagos mensuales, la tasa de interés y la cuota por el uso de la tarjeta. No te dejes engañar por una baja tasa de interés y una alta cuota mensual o viceversa. Evita las tarjetas que cobran altas tasas de interés y cuotas mensuales. A menudo se ofrecen tarjetas con un límite de crédito bajo que se consume el primer mes con una cuota anual y un interés alto. No regales tu dinero!

Cada persona tendrá que elegir la tarjeta de crédito adecuada basándose en sus propias necesidades y en su situación crediticia actual. Las compañías de crédito son naturalmente un poco difíciles para extender crédito a alguien que no tiene un buen historial de crédito. No es nada personal, son sólo negocios. Con estos consejos, una persona podrá tomar una decisión informada sobre qué tarjetas de crédito le servirán mejor.

Gracias por ser parte de nuestra comunidad de Latinos Progresistas.

More to explorer

Scroll to Top